Cómo liberar el aguinaldo

  • Conversemos

  •  

Muchas veces hemos oído por ahí de noviembre la frase: "Diay sí, ya casi viene el aguinaldo, pero de por sí yo ya lo tengo comprometido"...

Una buena práctica de ahorro es hacer el esfuerzo por "liberar" ese dinero extra que llega en diciembre. Sin las cadenas previas, el aguinaldo permitirá reforzar alguna de las grandes metas financieras o darse un gusto extra en el fin de año.

Davivienda, ahorro
Si planeas vacaionar lo ideal será iniciar un fonde de ahorro que permita acumular dinero que ayude con ese gasto. De ese modo el aguinaldo no se consumirá completo. FOTO: ampliar

Lo primero que debés tener claro es en qué acostumbrás usar el aguinaldo. Un destino muy común es pagar el marchamo. Aunque ese monto varía cada año, es posible tener una buena estimación con base en lo que se pagó la última vez.

Entonces, vas a dividir el monto esperado del marchamo entre 12 cuotas (si empezás en enero) o 10 (si por ejemplo empezás en marzo). Muy posiblemente la suma mensual va a ser bastante baja, pero si lo pagamos de un solo tirón en diciembre sí representa un buen mordisco al anhelado mes de pago adicional.

Podés hacer lo mismo con los otros gastos proyectados para cubrir con el aguinaldo: una computadora, un viaje, etc. Así, a lo largo del año vas ahorrando y recibiendo intereses sobre ese dinero; cuando llega diciembre, vas a cumplir las mismas metas, con la diferencia de que te quedarás con todo el aguinaldo, en lugar de verlo pasar de larguito.

"Aunque el aguinaldo se utilice para atender gastos de diciembre, es importante hacer un presupuesto con anterioridad, de forma que esté claro cuánto vamos a necesitar. Ahora que logramos liberar ese dinero adicional, hay que aprovecharlo muy bien."

El mejor uso

Con el aguinaldo libre, una buena opción es invertir en un certificado de depósito a plazo de Davivienda, que ofrece atractivas tasas. De esta forma, ese dinero tan esperado se multiplicará y permitirá alcanzar objetivos grandes como la prima de un carro o la ampliación de la casa. O bien, es un magnífico recurso para vacunarse contra la cuesta de enero.