Pareja sexual
Pareja sexual
créditos: Pixabay

Son diferentes razones las que causan que el deseo sexual sea cada vez menor. Por mucho que ame a su pareja, hay ciertos días que lo menos que pasa por su cabeza es el deseo de un encuentro amoroso.

Resulta tedioso decir que no y dejarlo para otro día, pero al llegar a casa después de un largo día de trabajo, presas y muchas cosas atrasadas por hacer, muchas veces lo único que se desea es dormir.

Cuando ese “no” se vuelve constante,vienen los problemas. Incluso, muchas parejas se preguntan ¿será que ya no me desea sexualmente? ¿me está engañando? Es en ese punto donde debería reflexionar si está perdiendo el apetito sexual ya que son múltiples las razones que pueden causar esto y es importante que lo sepa identificar.

Causas:

  • La rutina de pareja: Practicar sexo en los mismos lugares y en las mismas posiciones puede causar la falta de deseo sexual, o bien se puede perder el apetito ya que hacer todo el tiempo lo mismo cansa y aburre.
  • Estrés: Pasar mucho tiempo estresado por diferentes motivos también disminuye el deseo ya que lo único que importa en ese momento es cómo resolver lo que le está causando estrés.
  • Insomnio: La falta de sueño es uno de los factores más comunes. No dormir bien la mantiene cansada y, de cierta forma, débil.
Otras causas también podrían ser los problemas laborales, cansancio, anemia, la menopausia, depresión y algunos medicamentos. Claro, como todo en esta vida tiene solución aquí le presentamos algunas:

No dude en hablar con su pareja y coméntele lo que está pasando. Identifique cuál es el problema: si su falta de deseo se debe al trabajo es normal que a la hora de llegar a casa no le apetezca mantener una relación sexual pero un balance siempre es bueno. Es importante establecer los días que tiene más trabajo y comunicarse con su pareja.

Si se debe a problemas en su relación sentimental, pueden recibir terapia de pareja o acudir a un psicólogo o psiquiatra para determinar cuál es la causa del poco apetito sexual y la forma más eficaz de solucionarlo.

Si es por la rutina, es aún más sencillo de solucionar. Recupere la chispa perdida ¡hoy mismo! Piense en un detalle bonito que puede compartir con la persona a quien quiere: le puede enviar un mensaje pasado de tono, por ejemplo. Las caricias no pueden faltar y disfruten con juegos, disfraces, nuevos lugares, etc.

Recuerde dormir ocho horas y tomar mucha agua. Lo más importante es no engañar a la otra persona: si usted ya no tiene ningún interés atractivo o sentimental, quizás lo mejor sea terminar la relación.

Etiquetado como:
  • sexo
  • deseo sexual
  • parejas