Excusas y más excusas contra el ejercicio

  • Conversemos

  •  

Sabemos que tenemos que hacer ejercicio, que es bueno para la salud, para vernos bien, para eliminar los rollitos que nos estorban...pero siempre tenemos y tendremos una excusa para no levantarnos de la cama, de la silla, de la mesa.

José Fernández, preparador físico de figuras reconocidas de la televisión internacional, recopila algunas de estas disculpas en su nuevo libro Salvando vidas.

José Fernández es el entrenador personal del presentador de CNN Ismael Cala
FOTO: Tomada del sitio entrenadorjose.com ampliar

Tengo problemas de salud. Algunas enfermedades pueden impedir ciertos movimientos. Por ejemplo, la artritis, la osteoporosis o la diabetes. Sin embargo, la actividad física debe ser parte de todos los tratamientos. “Recuerda que ejercicio es salud, no debe ser un sacrificio”, apunta Fernández.

Compensaré cuando tenga tiempo. ¿Qué pasa si ese “día libre” nunca llega? Dejar un dia a la semana para ir al gimnasio no es conveniente: es mejor mantener el balance. José se pregunta en su texto: ¿Acaso uno come solo lunes y viernes o se baña solo un día por semana? Lo mismo debe suceder con el ejercicio. En todo caso, dejar el ejercicio para practicarlo de manera muy fuerte un solo día a la semana, es contraproducente y puede causar lesiones.

Soy obesa, me da vergüenza que me vean moviéndome. Si es difícil hacer actividad difícil frente a otros, puede hacerla dentro de su casa para acostumbrarse al movimiento de su cuerpo y ganar confianza. Después, salga a respirar.

Hoy no es lunes. ¿Y qué?

No tengo ropa adecuada. “Estoy seguro de que si te invitan a una fiesta seguramente encontrarás ropa”, dice José. En otras palabras, lo que usted necesita no es ropa, sino ganas.

Me da mucha hambre cuando me ejercito. Es cierto que a algunas personas se les despierta el apetito, pero el saldo siempre será positivo si usted aprende a alimentarse bien. Si lo que está buscando es bajar de peso, las calorías que gasta con el ejercicio deben ser menos que las que se come.

Me duele algo. A la mayoría de la gente le duele algo. Ahí la pregunta es cuál ejercicio debería practicar cada persona. Dejar de ejercitarse por un dolor, no es una opción, es una irresponsabilidad.

Estoy vieja. Todo el mundo puede mejorar su estado físico y su estilo de vida.

Estoy cansada. La gente que hace ejercicio duerme mejor. Todo el mundo puede sacar un rato para hacer ejercicio porque no se necesitan tres horas todos los días.

No me gusta hacer ejercicio. ¿Qué entendemos por hacer ejercicio? No hace falta que vaya y corra una maratón ni que se meta a alzar pesas en el gimnasio. Bailar, trotar y jugar también son ejercicios que, si se hacen a conciencia, resultan muy efectivos.

No tengo tiempo. Dicen que es la reina de las excusas, pero es que no hace falta pasar horas en el gimnasio. Hay muchas otras formas de salir de la rutina de manera efectiva: puede dividir en tres tandas de diez minutos el ejercicio.

Fuente: Salvando vidas, José Fernández. Editorial Press.

PUBLICADO: 13 de Marzo, 2014 AUTOR: