3 atletas que quizás no sabía que estuvieron en Juegos Nacionales

  • Conversemos

  •  

Costa Rica cuenta con atletas muy destacados y de gran nivel que han trascendido de manera internacional, pero no han salido de la noche a la mañana. Estas tres deportistas, así como muchas más fueron unas jovencitas que participaron en algunas ediciones de Juegos Deportivos Nacionales.

Actualmente estas tres atletas se mantienen vigentes en el deporte y han sido condecoradas a nivel internacional, para muchos ticos son una inspiración y un claro ejemplo de que se puede trascender con el deporte fuera de Costa Rica.

Shirley Cruz

No hace falta mucha presentación para esta futbolista que vio crecer su carrera al tocar suelo francés, antes de llegar a Europa la tica había ganado tres títulos y fue máxima goleadora en un torneo con Universidad de Ciencias Empresariales (UCEM) de Alajuela.

En la actualidad es la mejor jugadora a nivel centroamericano y ha estado en cinco finales de Liga de Campeones. Ha obtenido varios títulos de Liga Francesa y en 12 temporadas en Francia acumula 67 goles en 297 partidos, además es la líder indiscutible del grupo.

Shirley Cruz debutó con la selección nacional femenina el 28 de julio del 2002 y en 2015 participó en su primer mundial mayor en Canadá.

Hanna Gabriels

Esta boxeadora inició en Juegos Nacionales como corredora y nunca participó en la disciplina que la puso en el ojo internacional. Hanna se dedicó al atletismo desde los 6 años de edad, pero una lesión en la espalda a los 15 años la hizo retirarse.

A los 24 años tuvo su primera pelea profesional y derrotó a su rival por nocaut técnico a los 10 segundos del tercer round. Hasta la fecha la atleta retiene los títulos mundiales superwelter de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) y la Organización Mundial de Boxeo (OMB).

En enero del 2010, el Instituto Costarricense del Deporte y la Recreación (ICODER) le dedicó a Hanna Gabriels la edición 30 de Juegos Deportivos Nacionales Provincia de Alajuela 2010.

Gabriela Traña

La dos veces maratonista olímpica no imaginó nunca llegar hasta donde está, a sus 37 años, la fondista no se ve lejos de esta vida deportiva, el año pasado estuvo en carrera por llegar a las Olimpiadas de Río 2016, pero logró alcanzar la marca para clasificar.

Gabriela siente orgullo de saber que ha logrado abrir un camino para esos jóvenes que buscan el atletismo una manera de triunfar y superarse.