Casa 13 30. El refugio josefino del diseño y la gastronomía

  • Conversemos

  •  

Cerca del Parque Nacional, en Cuesta de Núñez, una antigua casa de madera ha sido renovada para convertirse en una cálida guarida de la buena comida, el café y el diseño.

Ese lugar es se divide en dos: Casa 1330 y 1330 Café. Conceptos hermanos que abrieron sus puertas en mayo de 2016. Tras la casa antigua, cuidadosamente decorada, están las hermanas Valeria y Tania Díaz, y Eddy Gamboa.

Todo nació en 2012, cuando Valeria y Tania, una arquitecta y otra diseñadora publicitaria, se unieron para crear una marca de ropa y accesorios: Frida Kahlo. Las ferias de diseño, como Mercado Tropical, les demostraron que su propuesta tenía buena acogida y, con el tiempo, empezaron a barajar la idea de abrir un espacio para venderlo y, a la vez, unir a la oferta marcas que ellas mismas seleccionan cuidadosamente.

En Casa 1330 todos los productos son hechos a mano, con diseño y calidad finamente cuidados y con una genuina pasión en la creación tras de sí. Marcas como Jimena Esquivel (Joyería), Maracao y Bikini Lovers (vestidos de baño), Doña Daisy (pañuelos de seda) y DDomingo y GÊOM (decoración para el hogar) son parte de la oferta.

Pastel de Hershey's. Parte de los postres de 13 30 Café. 

Todo nació espontáneamente, incluido el local, cuyo diseño fue todo un reto para los emprendedores: "la casa estaba en ruinas, abandonada pero desde el principio le vimos el potencial", señaló Valeria, quien agrega que trabajaron tres meses para restaurar el local.

A la idea de la tienda de diseño se unió 13 30 café, donde el menú es sencillo pero variado con comida "rápida" pero no por ello poco saludable. "Queríamos darle un giro y que no fueran platos pesados, que uno pudiera llegar a comerse una hamburguesa o un sándwich e inclusive las papas sin ningun remordimiento porque todo está cuidadosamente escogido, el pan es vegano, de avena integral. Aca se van a encontrar con un menú con el que no se va a sentir remordimiento ni el la bolsa ni el estómago", señala Eddy Gamboa.

En 13 30 Café, todos los platos tienen un precio inferior a los 5.000 colones. Cuentan con opciones para el desayuno y el almuerzo, como sándwiches, bowls o hamburguesas. Un capítulo aparte es el café, de la marca Yök, ya que este es de reserva especial y se realiza con diferentes métodos: V60, aeropress, etc.

"Somos una fusión interesante entre diseño y gastronomía", queremos compartir esas áreas que nos gustan mucho. A la gente le gusta estar acá, quedarse, reunirse con un amigo", apunta Tania.

La Veggiesimo 13 30, con torta de plátano maduro y aderezo de albahaca y menta. 

"Lo que define el lugar es la casa en sí, es como entrar a un lugar desconocido que no es solo un local. Esta no es una tienda donde solo se busca vender masivamente sino tener cosas que en ningún otro lugar vas a encontrar", concluye Eddy.

Casa 1330 y 1330 Café están abiertos de lunes a sábado de 10 a. m. y 6 p. m. y se ubica 50 metros oeste del registro civil (Tribunal Supremo de Elecciones).

PUBLICADO: 10 de Septiembre, 2016 AUTOR: