Saúl Bistró da un giro con sabor peruano a su menú

  • Conversemos

  •  

Con inspiración peruana, Saúl Bistró agrega pizcas de ingredientes nuevos a su ya conocida propuesta mediterránea con matices latinos.

21 nuevos platillos entre entradas, platos fuertes y postres fortalecen la oferta gastronómica de estos restaurantes que nacieron en Guatemala.

El Ají peruano de pollo con arroz basmati es uno de los platos estrella que se unen al menú. Como parte de las entradas nuevas también están los spanish rolls (rollitos de masa de pizza rellenos de tres quesos fundidos, salsa casera de tomate y chorizo picante), el tartare de atún fresco con aguacate y el compot de alcachofa en caserola. Se agregan también ensaladas como la turrialba (versión tica de la clásica capresse) y la Manuel Antonio.

Uno de los platillos más representativos de Saúl Bistró son las crepas. Con este cambio en el menú, se incorpora la crepa peruana con pollo, queso fundido y salsa de ají. También, se suma la crepa argentina con lomito asado y aguacate y la gratinada del farmer´s market con espinaca y champiñones frescos.

Además, se incluye gran variedad de pizzas como la de pera y gorgonzola, la pizza latina con aguacate y jalapeño, la de champiñones y zucchini, la de salami y arúgula y Rosso Pomodoro, que incluye tomates frescos, mozzarella y albahaca.

"El secreto de Saúl está en la calidad sus ingredientes. Buscamos y seleccionamos los ingredientes de la más alta calidad; tanto importados como de productores locales con los más altos estándares", señala Fernando Gómez, gerente de mercadeo de la marca.

Gómez ejemplifica con ingredientes como el pan artesanal, que elabora la empresa tica Cumpanis con fermentos de masa madre, la mantequilla que se produce de leche de vacas de patoreo de la zona de Poás o el queso Gruyere, elaborado con lece cruda de vacas jersey en las faldas del Volcán Turrialba.

Se atreven, además, a romper paradigmas con una ampliación de su menú de bebidas con alternativas a base de café y su fusión con elementos como té y chocolate en versión fría y caliente.

Además, ya está disponible la posibilidad de degustar la carta de bebidas aperitivas en Saúl Bistro Escalante, Escazú y Pinares, con clásicos italianos como el negroni o los favoritos de muchos como el Gin Tonic o la Moscow Mule.

PUBLICADO: 03 de Abril, 2017 AUTOR: