¿Qué significa el color de las etiquetas de whisky?

  • Conversemos

  •  

El whisky es una bebida con más de 4000 años de historia. Inició siendo un destilado producido por monjes y con fines medicinales, pero poco a poco el proceso se fue refinando y la bebida se empezó a convertir en parte de la cultura escocesa.

Las tiendas de abarrotes ofrecían whisky pero no eran muy consistentes. Un joven empresario, llamado John Walker, empezó a hacer sus mezclas para lograr un sabor único y perdurable, que hoy llega a millones de paladares alrededor del mundo.

Es inevitable hablar de whisky sin hablar de Johnnie Walker, quisimos explorar más las bebidas de este caminante y descubrimos las características de cada una de sus icónicos colores de etiquetas:

Etiqueta roja: Es una bebida de sabor intenso y color brillante. Refleja el estilo, la intensidad de sabores y los aromas tradicionales de un whisky. Tiene notas ahumadas y dulces, que se conservan aún cuando se mezcla con soda.

Etiqueta negra: Es un whisky de mayor complejidad. Mantiene el estilo de Johnnie Walker etiqueta roja, pero en boca se pueden saborear mayores matices de ahumado y frutas maduras. Es creado usando destilados de mínimo 12 años de alejamiento.

Doble black: Tiene el ADN del black level pero contiene notas más maduras. Se disfruta mejor con agua para liberar las complejas notas ahumadas.

Gold reserve: Creado con filosofía de un whisky amigable con la mezclabilidad. Es lujoso, cremoso, con notas de miel, características cítricas y a frutas frescas. Una sugerencia de consumo: tomarlo con hielo granizado y una laja de naranja para sacar las notas de frutas maduras.

Platinum level: Creado con whiskys que se han añejado por mínimo 18 años en barricas de roble americano. Predominan las notas de frutas muy frescas, es cremoso en nariz y en boca ofrece un sabor intenso. Se recomienda consumirlo puro, en un vaso rockero.

Etiqueta azul: Es la mezcla súper premium. La selección de barricas es artesanal pues solo uno entre cada 10.000 barriles tiene las características para darla la calidad exclusiva a esta bebida. En la base de la botella hay una numeración en rojo que corresponde a cada lote, cada lote es de solo 300 barricas. Tiene nota a frutos muy maduros y un aroma a queque de navidad. Sugerencia de consumo: servirlo puro, en un vaso rockero y justo al lado tener un vaso de agua fría. Tomar un sorbo de agua fría y uno de blue label.

Green label: Mezcla de solo whiskys de malta, maduradas durante 15 años en barricas de roble americano y europeo. Esta bebida tiene un sabor profundo, intenso y complejo. Se caracteriza las notas ahumadas y un toque de dulzura.

Fuente: Embajador regional de Johnnie Walker, Arturo Savage.

PUBLICADO: 13 de Diciembre, 2016 AUTOR: