Los "blazers" se renuevan para continuar como protagonistas del armario

  • Conversemos

  •  

El primo desenfadado del saco, el blazer, se posiciona cada vez más como un elemento imprescindible del vestuario femenino, debido a su versatilidad que se adapta al impredecible clima tropical.

Su contexto original era militar y deportivo −Era habitual verlo en partidas de golf, remo o tenis− pero fue el influjo de la música rock de los 60 el que los popularizó a través de bandas mod, como The Who.

Blazer Express, pantalón Springfield, blusa, zapatos y accesorios Siman
FOTO: Adrián Soto ampliar

El blazer es ideal para lucir casual o combinarse con un vestido para una salida nocturna. Con un jeans se convierte en un conjunto cómodo y versátil y con un pantalón de vestir en un estilo ideal para el trabajo. El color negro es el básico pero los colores llamativos o estampados son una opción perfecta para darle vida una combinación de colores neutros.

Tome en cuenta que si tiene las caderas anchas puede optar por aquellos más holgados para lograr un equilibrio. Si, al contrario, tiene los hombros anchos puede buscar diseños con bolsas o detalles llamativos en la parte inferior. A continuación, le mostramos algunas ideas útiles para llevar esta prenda.



Etiquetas