¿Siente miedo al rechazo? Conozca sus talentos para liderar en el trabajo

  • Conversemos

  •  

¿Cómo pueden las mujeres gestionar el miedo al fracaso? Con esa pregunta la periodista española,  Carmen García Ribas, comienza una reflexión que considera vital para las profesionales.

"Hombres y mujeres tenemos miedos, y los dos miedos que condicionan nuestra vida son: el miedo al fracaso y el miedo al rechazo”, señala esta experta en comunicación estratégica.

La periodista dirige la Maestría en Liderazgo Femenino de la  Universitat Pompeu Fabra, en Barcelona. Recientemente, visitó Costa Rica invitada por  Aden Business School.

"Con Aden, impartimos el programa  Mujer y Management –del 13 de junio al 29 de julio–. Nuestro objetivo es dar herramientas para que las mujeres gestionen sus carreras, sus vidas”, detalló.

nuevo empleo
La cultura hace que las mujeres teman al rechazo, por eso, cuando salen al mundo público, se comportan como huéspedes: complacientes, elogiosas y detallistas. FOTO: Shutterstock.com ampliar

Según la española, el verdadero liderazgo se alcanza cuando se toma conciencia de los miedos.

En las mujeres, el miedo al rechazo marca su vida pública”, agregó la comunicadora.

"La cultura hace que las mujeres teman al rechazo, por eso, cuando salen al mundo público, se comportan como huéspedes: complacientes, elogiosas, detallistas. Así, pasan toda la vida, imagínate, ¡qué presión!”, detalló.

De acuerdo con García, ese comportamiento reduce el potencial de las profesionales cuando se enfrenta a tareas y retos en el trabajo.

"En el otro extremo de las mujeres complacientes, tenemos a quienes adoptan características muy masculinas y, más que ellos, se convierten en jefas muy duras, tajantes, esto tampoco es un modelo a seguir”, dijo.

Tomar conciencia del talento

La experta aconseja descubrir los talentos para echar mano de ellos, a fin de liderar equipos o bien, brillar como educadora de los hijos.

"La clave es conocernos, descubrir en qué somos talentosas, explotar nuestras habilidades, así, lograremos destacar en cualquier ámbito de la vida”, señala.

Contar con un plan de carrera es otro requisito indispensable.

"Hagas la profesión que hagas, se debe tener un plan de carrera que vincule tanto la vida profesional, como la personal. Este plan debe revisarse cada tres años para hacer ajustes”, detalló García.

La comunicadora también alertó: “No se puede ir a todas partes: decidimos qué queremos, hacia dónde vamos y, bueno, habrá siempre un costo; pero nada de sentirse culpable porque dejamos algo atrás a fin de lograr una meta, no se puede ir a todas partes”, dijo convencida.