Uso de redes sociales podría convertirse en agresión dentro de la pareja

  • Conversemos

  •  

Si por alguna razón su pareja le solicita su cuenta de Facebook, le pide explicaciones por algunos mensajes en Twitter o le revisa sin autorización las conversaciones del WhatsApp, es hora de poner el pie en el freno y valorar si está frente a un posible futuro agresor.

Las redes sociales, el Internet y los teléfonos inteligentes si bien se han convertido en herramientas facilitadoras de la comunicación, son también armas de doble filo en las relaciones de pareja.

celos 1
FOTO: Thinkstock.es ampliar

La sicóloga María Ester Flores explicó que el problema aparece en las parejas posesivas o controladoras, quienes justifican la “protección” y el “amor” en la violación sigilosa de la privacidad de su pareja.

“Hay que tener un equilibrio en lo que se publica o no. Pero también, hay que tener claro que todas las personas tiene un espacio de privacidad, sin pasar al extremo de ocultarse para escribir los mensajes”, comentó la sicóloga.

Flores mencionó que los celosos mantendrán esa conducta en todos los ámbitos y si durante la relación de noviazgo se presentan estos síntomas, por ejemplo en redes sociales, es posible que se mantenga durante la vida en pareja.

“Los controladores y celosos  cambian tu forma de vestir, de hablar, de relacionarte, controlan tu horario y mensajes; y claro se adueñan de tu teléfono. Estamos bajo un perfil de una persona agresora que empieza a quitar el celular y luego le pega a la pareja”, aseguró Flores.

La especialista afirma que las personas preocupadas preguntan y consultan a su pareja antes de actuar. De lo contrario, está frente a perfiles de agresores en edades muy tempranas.

Además, asegura que las redes amorosas han tomado fuerza con las aplicaciones, principalmente dentro del matrimonio. “Lograr tener un mundo clandestino con las redes es más simple”. Por ello, recomienda acudir a la madurez y pensarlo más de dos veces para no caer en ese error.

Respetar la línea de la privacidad personal es indispensable para convertir de las herramientas en Internet un aliado de la pareja. Solicitar claves, exigir explicaciones de comentarios o revisar conversaciones ajenas también pueden ser una forma de agresión.

¿Le ha sucedido algo similar?

PUBLICADO: 12 de Junio, 2014 AUTOR: