Mary McBride: la música como un hogar

  • Conversemos

  •  

Country, folk, rock and roll o blues. Sin importar el género musical Mary McBride contagia de una energía invisible a cualquier auditorio. Ya sea en Irak, Taiwán, Arabia Saudita, Afganistán o Costa Rica jóvenes y adultos se suman a los coros que no siempre (o casi nunca) entienden. McBride cree que la música no tiene fronteras y por eso, de la mano del Departamento de Estado de Estados Unidos viaja por el mundo como una enviada cultural.

Conocida por ser la voz del tema principal de la galardonada película Brokeback Mountain del director Ang Lee, esta estadounidense ha trabajado con muchísimos artistas como Elton John, Cyndi Lauper, Blondie y Ziggy Marley entre muchos otros. Fue después de su gira The Home Tour que el Departamento de Estado se acercó a McBride para que llevara su música  a todo el mundo y así fue como llegó a Costa Rica.

Acá, además de varios conciertos y visitar la asociación de mujeres MUSADE en San Ramón, conversó con Perfil sobre las motivaciones que la llevan a viajar por el mundo y compartir su música. 

Mary McBride viaja por el mundo compartiendo su música con personas que no tienen acceso.
FOTO: Eladio Ramírez ampliar

P: ¿Qué tipo de música es la que hace Mary McBride?

M: Es tipo americana que significa que es una mezcla de diferentes estilos como rock and roll, country, blues, folk. Es un poquito de todo. 

P: ¿De dónde viene el interés por la música?

M: Mi familia siempre ha tenido relación con la música, mis padres cantan, mi hermana canta, mi abuelo es pianista y nos enseñó a todos. Siempre fue como algo muy natural, después de cada cena cantábamos. Mis padres son de Louisiana, tengo mucha familia en Nueva Orleans. Sin embargo crecí en Washington D.C. y siempre viajé al sur. 

P: Entonces nunca tuvo ningún problema con dedicarse a la música...

M: No, de hecho hice mi primera presentación pública cuando tenía nueve años. Siempre supe que era lo que quería, pero no sabía cómo. En algún momento quise hacer musicales, en otro teatro, incluso estudié ópera. Lo cual es afortunado porque tengo el entrenamiento para este tipo de tours, pero siempre me interesó más la cultura pop.

P: ¿Qué es lo que hace de este tour algo diferente y especial?

M: Hay una excelente frase de la poeta Maya Angelou que dice: “Deseo, como lo hace cualquier ser humano, sentirme en mi hogar donde sea que me encuentre”. Entonces me di cuenta que no hay nada como la música para que la gente se sienta a gusto y se sienta en su hogar. The Home Tour (Tour Hogar) empezó en el 2010. Mi idea era acercarme a la gente que no tenía posibilidades de escuchar conciertos en vivo. De alguna manera una población invisible, adultos mayores, personas con alguna discapacidad, personas con VIH. Nuestra música les permite hacer una pausa en  sus luchas diarias y darse cuenta que sin importar donde están, tienen apoyo. Queremos que nuestra música haga que la gente se reúna, dando ese apoyo, se sientan en su hogar. 

P: Debe ser complicado ir de parte del gobierno de Estados Unidos a algunos países. ¿No se han topado con dificultades o rechazo? 

M: Bueno creo que en los países más duros en que hemos estado, Pakistán, Irak, Afganistán, poder tocar para la gente joven que no tiene posibilidades de ir a clubs, es una oportunidad maravillosa. Damos por sentado que tenemos música en nuestras vidas. En un país como Afganistán donde el tema político es tan fuerte, llegar y decir: somos simplemente personas, y todos queremos pasar un buen rato, es importante. Hacer eso a través de la música es algo increíble, porque para muchos de estos chicos es la primera vez que escuchan música en vivo de este lado del mundo. 

Mary McBride se presentó en Costa Rica durante el mes de julio.
FOTO: Eladio Ramírez ampliar

P: ¿Y qué tal su experiencia como mujer? ¿No ha sido complicado presentarse en estas culturas?

M: Creo que aunque hagamos música para una audiencia con ese tipo de diferencias, todos estamos teniendo una gran experiencia. En Irak por ejemplo, hay muchas mujeres solas y a pesar de todas las dificultades, se involucran y participan y se contagian de la música. Entonces siempre las mujeres se cuidan, por ejemplo, tocamos en dos centros penitenciarios en Albania. Uno de mujeres y otro de hombres. El de hombres fue muy duro, mientras que el de mujeres, se sentía que estaban preparadas para seguir adelante, se apoyaban. 

P: ¿Cuál de sus conciertos ha sido el más difícil?

M: Estuvimos dos semanas en Conneticut y tocamos en hospitales públicos para pacientes con discapacidad mental. Aunque estoy segura de que la música los alcanza, es más difícil el tema de la comunicación. Al no haber respuesta es complicado. Entonces, fue una experiencia maravillosa, porque es increíble que es Estados Unidos no existan programas para llevar música a estos pacientes. Aunque hay programas maravillosos, para estos hospitales fue una experiencia especial. 

P: ¿Cree que su música es especialmente contagiosa?

M: ¡Eso espero! La música que tocamos es para entretener, me gustan muchos tipos de música, pero algunos quizá no le llegan tanto a la audiencia. Entonces como banda siempre decimos que aunque estemos tocando para 10 personas es un día especial para nosotros y para el público. No salimos a tocar un pequeño show para una pequeña audiencia ¡salimos como si fuéramos a tocar en un estadio! La gente lo siente.

P: ¿Qué proyectos tiene Mary McBride y su banda?

M: Estamos grabando un álbum que esperemos salga a principios del 2014, hemos estado tan ocupados en tour que hemos tenido que grabar en nuestros descansos. También seguiremos de tour, iremos a Arabia Saudita. Me interesa mucho hacer un tour que se enfoque en chicas y mujeres con VIH en África. También sigo como vocera del Instituto Humpty Dumpty, una organización no gubernamental que trabaja directamente con las Naciones Unidas y otras organizaciones, realizando proyectos en todo el mundo.

PUBLICADO: 02 de Enero, 2014 AUTOR: