7 consejos para no romper la dieta en sus vacaciones

  • Conversemos

  •  

Fiestas, hoteles todo incluido, tardes de reunión, desfiles o rezos son motivos de celebración, pero a la vez se convierten en una tentación para romper la dieta y probar todo cuanto le ofrecen. Le damos siete consejos para no aumentar de peso en sus vacaciones, y volver sintiéndose saludable y sin remordimientos.

1. Planee con antelación y elija sus batallas: piense que va a hacer en sus vacaciones, para prever las posibles tentaciones alimenticias a las que se verá expuesta. Elija solo un día en el cual quiere comerse un pequeño antojo, no hay razón por la cual evitar todos los alimentos siempre y cuando se alimente de forma adecuada todo el fin de semana.

2. Prepare sus meriendas: no hay nada más peligroso para un plan de alimentación saludable que saltarse los tiempos de comida, en especial si va a estar afuera gran parte de la mañana o la tarde, porque si tiene hambre, terminará comiendo lo que está a mano, tiene muchas calorías y grasas. Lleve de meriendas: fruta picada, o trocitos de vegetales –como zanahoria– y así podrá estar picando, y más tarde comer con tranquilidad.

no romper dieta
FOTO: Shutterstock.com ampliar

3. Aproveche el tiempo extra: además de descansar, y dormir tarde, el fin de semana largo nos regala algo de tiempo adicional para hacer alguna actividad recreativa que involucre ejercicio.

4. Mucho cuidado con las bebidas: en especial las comerciales (gaseosas, frescos “naturales”, bebidas empacadas, y bebidas etílicas) contienen muchos preservantes y aditivos no alimenticios, que también pueden afectar hígado, páncreas, y favorecer  la retención de líquido. Como opción puede tomar agua con limón, agua con rebanadas de pepino (muy refrescante y desinflamante), si quiere una gaseosa pida soda con limón, o con jugo de uva natural, por lo menos reducirá los preservantes de la bebida, y obtendrá algunas vitaminas.

5. No apague el botón de salud: vivir sano no es un botón para apagar y encender a conveniencia. La alimentación sana es consciente por nuestra salud y debe ser para toda la vida.

6. Compre de forma astuta: si va de paseo, piense de antemano lo que necesita. Haga una lista de meriendas saludables, elija productos que sean fáciles de preparar, y no haga las compras con hambre. Si va con otras personas de paseo, compre sano para todos, comer sano es vivir sano, y cuidar a los que queremos y amamos es parte de ello.

no romper dieta
FOTO: Shutterstock.com ampliar

7. Si come en un restaurante, piense lo que elige y coma lento: lo primero es pedirse un vaso con agua antes de ordenar, y cuando lo haya bebido, pida una entrada saludable, que sea una ensalada verde con aderezo aparte (prefiera vinagre balsámico, o limón), Una vez que haya comido la entrada, revise nuevamente el menú, y ordene el plato fuerte. Normalmente se ordena todo de una vez, y se termina pidiendo más de la cuenta, y con hambre no se elige de forma sana. Si a los 20 minutos de comer la ensalada, desea el plato fuerte, pídalo y disfrútelo.
 
Dra. Melania Cevo, nutricionista directora de Consultas Nutrición. Consultas Nutrición. Tel:. (506) 8837-5398 (506) 8837-5398 / 8808-7129.





PUBLICADO: 11 de Septiembre, 2014 AUTOR: