Antes de usar un color conozca qué emoción le puede generar

  • Conversemos

  •  

Vestir con colores sumamente llamativos está de moda, al igual que su contrario: el negro. Pese a que estos tonos están en el top de las pasarelas usarlos podría afectar su estado de ánimo.

La sicóloga Sandra Ayales comentó que antes de emplear un color es necesario analizar qué sensación le genera.

"No es lo mismo vestir de negro por luto que por gusto. En el primer caso afecta el estado del ánimo de forma negativa. Lo peor es usar o pintar algo solo por seguir una moda, al final se va a sentir mal", comentó la experta.

Ayales explica que la influencia de los colores se transporta también al trato de los demás, debido a que proyecta en su imagen los sentimientos que posiblemente esté experimentando.

Colores del verano
FOTO: Marcela Bertozzi ampliar

"Yo recomiendo vestir de colores claros cuando se sienten tristes, esto les ayudará a elevar el estado de ánimo y además proyectará alegría para un mejor trato de los demás", comentó.

Alejandro García del Río, gerente de Color de PPG Comex, asegura que cada color es capaz de provocar diferentes emociones según su intensidad, calidez o frialdad.

"(Los colores) son representativos de íconos culturales y pueden tener un significado particular para cada uno, dependiendo del buen o mal recuerdo que evoque, según las experiencias vividas por esa persona", argumentó García del Río.

Por su parte la sicóloga explicó que los colores apaciguadores son los tierra, los que tranquilizan los pasteles y los fuertes funcionan como inyectores de energía y atracción del movimiento.

A continuación una lista de las emociones y usos de algunos colores.

Rojo: Aumenta la tensión muscular, el deseo y la excitación. Puede brindar gran calidez si se utiliza en pequeños detalles.

Rosado: Evoca ternura, delicadeza y feminidad. Puede crear un ambiente fresco, sutil y brindar una sensación de confort.

Los colores sí influyen en el estado de ánimo.
FOTO: Andrea González M ampliar

Azul: Representa dos de los elementos que alimentan la vida: el aire y el agua por lo que favorece la paciencia y serenidad, es uno de los colores preferidos de los seres humanos. Sereno, relajante, reflexivo, es uno de los favoritos para las habitaciones de reposo, como el dormitorio o la sala.

Verde: Es un color sedativo que ayuda al reposo y trae paz, seguridad y esperanza. Además, brinda una sensación de balance en la mente y el cuerpo. Al igual que el azul, es uno de los colores preferidos para las habitaciones de reposo, como el dormitorio o la sala.

Neutros y blanco: Son purificadores, brindan una sensación de limpieza y claridad, expresando elegancia y respeto. Se puede utilizar tonos neutros en cualquier salón donde se desee que los aspectos de la decoración salgan a la luz. Utilizado en distintos matices, el blanco, específicamente, puede crear una agradable sensación de profundidad.

PUBLICADO: 23 de Marzo, 2015 AUTOR:

Etiquetas