¿Son perjudiciales los juegos con la menstruación?

  • Conversemos

  •  

Es mucho más sencillo adelantar o retrasar la menstruación cuando usted toma píldoras anticonceptivas ( no solo sirven para planificar el embarazo, sino también la regla). Sin embargo, existen opciones para quienes no las toman regularmente o incluso para quienes optan por inyectarse cada tres meses.

Si usted toma pastillas anticonceptivas, su menstruación ya no es natural sino artificial. Durante todo el periodo, su endometrio no crece, sino que se mantiene estable, del mismo tamaño. Solo se desprende cuando baja la dosis de hormonas que usted le está proporcionando con las pastillas, pues el cuerpo interpreta que debe liberar la sangre.

Pastillas anticonceptivas
Las pastillas anticonceptivas pueden tener efectos secundarios perjudiciales para la salud. Tómelos en cuenta. FOTO: ampliar


Para retrasarla, solo tiene que continuar con la siguiente caja de pastillas inmediatamente después de concluir la que está tomando. Recuerde, eso sí, que la regla le bajará hasta que termine la segunda tableta de píldoras y no en la fecha habitual.

Si lo que quisiera es adelantarla, deberá comenzar a tomar el doble de la dosis requerida por día para que el cuerpo acumule la cantidad hormonal necesaria antes de terminar el periodo. No es recomendable que simplemente deje de tomarlas, pues es muy posible que se le descontrole el periodo en los próximos meses, dado que el cuerpo no tiene la reserva de hormonas necesaria para liberar la sangre en ese momento.

Cuando usted no toma píldoras, sino que se inyecta, y quiere retrasar la menstruación, puede hacerlo inyectándose una semana antes de que le toque la siguiente dosis. Así, el organismo no interpretará que necesita menstruar. Adelantarla, en este caso, es muy complicado.

El caso menos sencillo es el de la mujer que no toma ningún tipo de contraconceptivo. Para lograr que se atrase la regla, deberá tener un periodo muy regular y puntual y comenzar a tomar pastillas dos semanas después de la última menstruación. En ese momento, el tratamiento le agregaría un poco más de hormonas (progesterona o estrógenos, o ambas) para que el nivel se mantenga estable. Funciona si tiene un viaje planificado con mucho tiempo de antelación, pues debe avisarle a su ginecólogo con tiempo para que le recomiende las píldoras adecuadas. Tome en cuenta que, si la regla ya venía “de camino”, las pastillas no le harán efecto, aunque tampoco provocarán ningún daño.

¿Y los efectos secundarios?

Está comprobado que las alteraciones hormonales provocan cambios emocionales en algunas mujeres. Sin embargo, cada organismo reacciona de manera muy distinta con respecto a los diferentes estímulos y sustancias que recibe.

“No debería afectar como un daño emocional o sicológico fuerte. Pero sí es cierto que hay que explicarle bien (a la paciente) que la regla no le va a bajar hasta que termine el paquete, para que no se asuste o piense que está embarazada”, explica el doctor Carlos Escalante.  

Lo que sí es cierto es que los medicamentos, por más inofensivos que sean, tienen efectos secundarios. Por ejemplo, la mayoría de anticonceptivos advierten del aumento en el riesgo de sufrir trombosis en las personas que padecen de problemas de circulación. También existen padecimientos como dolores mamarios o de cabeza.

Si usted no toma pastillas regularmente, ese riesgo aumentará. Lo mismo sucede si usted duplica la dosis diaria para que la regla le baje con antelación.

PUBLICADO: 07 de Enero, 2014 AUTOR:

Etiquetas