Anatomía del bolso perfecto

  • Conversemos

  •  

Los bolsos son nuestros compañeros del día en la U, en el trabajo, en las salidas y realmente ¡en todo momento! La verdad es que muchas no podemos salir de la casa sin el bolso y aunque a veces nos dé pereza estar cargandolo; nos pueden facilitar mucho la vida. Muchas veces lo difícil es escoger el bolso adecuado: elegir tamaño, identificar el estilo ideal y saber cómo combinarlo.

Aquí dejamos algunas recomendaciones para escoger el bolso perfecto. Además, realice nuestro test para ayudarle a escoger el que más se adapte a sus necesidades y estilo.

1. El tamaño.

En la actualidad, la mujeres necesitamos estar preparadas para casi cualquier cosa, es por eso que el bolso ha ido creciendo en volumen. Por ejemplo, en el siglo XIX el bolso de una mujer incluía un pañuelo y un peine. Luego, en el siglo pasado, se fueron agregando más elementos al bolso de la mujer. En la actualidad en nuestros bolsos cargamos: celular, billetera, monedero, multitud de llaves, medicamentos, barritas o algún bocadillo, cepillo de dientes, toallas, condones, peine, algún tipo de maquillaje... Súmele o quítele cosas, pero la lista es larga. También, algunas veces nos tenemos que limitar a lo esencial y puede ser una díficil tarea. 

2. La ocasión.

Los mejores bolsos son los que pueden ser versátiles, o sea que se pueda llevar a la oficina pero también a la ocasional salida después y otras combinaciones. Pero lo cierto es que el bolso perfecto para una ocasión específica puede requerir planeamiento previo. Y es que una búsqueda de bolsos únicos para cada momento requiere de perseverancia y un proceso de autoconocimiento. Tenga un bolso favorito para salidas nocturnas, para el trabajo y para paseos cortos pero ¡cuidado! no los desgaste demasiado. Si le gusta mucho el modelo puede buscar el mismo en diferentes colores. Otro consejo es tener un sustituto de bolso en su carro o una cartera más pequeña dentro de su bolso grande para poder llevar lo más básico si hay alguna ocasión que lo amerita.

3. El estilo.

Los bolsos son un accesorio extra además de una necesidad. Hay que tener en cuenta las características de cada personalidad para que el bolso vaya con cada persona y sea una pieza elemental del guardarropa.

4. La practicidad.

Hay muchos detalles a la hora de comprar un bolso. El cierre con zipper puede ser muy seguro pero limita el estilo. Por su parte, el imán puede abrirse más rápido pero da la sensación de que las cosas pueden salirse más fácilmente y perderse. Además, los bolsos muy grandes hacen que encontrar las cosas sea misión imposible y en los muy pequeños no cabe ni el celular. 

Como puede ver, hay muchos factores. ¿Aún sin decidir? Realice nuestro quiz: