Andrea González Mesén.22 febrero

Puede que nos parezca fácil, pero no lo es. Un vello que se retira puede tardar hasta dos meses en volver a crecer, en el mejor de lo casos. Así que, cuando de cejas se trata, tomar riesgos no es una buena idea. Lo mejor es dejar su diseño en manos expertas.

Las cejas además de enmarcar la mirada tienen la capacidad de potenciarla. Los tatuajes dejaron de ser tendencia para dar lugar a diseños poblados, definidos y gruesos, con una estética natural y relajada.

Los arcos y diseños más redondos están en desuso. Si es de las que perfilaron sus cejas de forma excesiva o con una técnica inapropiada, puede que tenga que esperar algún tiempo para verlas crecer de nuevo, pues cuando se dañan los folículos el crecimiento del vello es muy lento. Tendrá que tener paciencia si quiere lucir como Cara Delevingne, Emilia Clarke o Lily Collins.

La buena noticia es que existen tratamientos que ayudan a activar su crecimiento. Una opción en el mercado es el Elyxir Kallí de la firma Samsara, formulado con aceites de ricino, coco y sacha inchi.

Si necesita esperar a que sus cejas se vuelvan a poblar va a requerir de varias sesiones para llegar a un resultado perfecto. Es mucho más fácil cuando la ceja está casi natural. La nueva forma únicamente se logra cuando se tiene vello para trabajarlo.

Para alcanzar proporcionalidad al diseñar una ceja se debe medir la cabeza, el cuerpo, el arco y la cola de la misma. Está claro de que no existen fórmulas únicas o plantillas para todos; sin embargo, se recomienda a las personas con rostros redondos u ovalados preferir diseños más rectos en dirección con la oreja, quienes tengan una frente muy pronunciada deben utilizar las cejas gruesas para evitar que la frente se vea aún más amplia.

Cejas
Cejas

Las mediciones se realizan dividiendo imaginariamente el rostro en dos y tomando como dirección la nariz y el mentón. De aquí en adelante cada diseño se realiza personalizado.

El espacio del entrecejo, por ejemplo, dependerá del ancho de la aleta de la nariz en dirección al punto medio del rostro marcado en la frente. Si está más poblada de lo necesario puede que la mirada aparente estar más junta, si está más separado del punto ideal puede verse hacia los extremos.

El final de la ceja se mide del punto medio del rostro marcado en el mentón hasta el borde externo del ojo pasando sobre la comisura de la boca. Mientras que el punto más alto del arco debe estar en línea recta del centro del mentón pasando por la aleta de la nariz pasando sobre el iris del ojo.

Estas son algunas referencias para tener una idea de qué tan bien están nuestras cejas; sin embargo, la mejor decisión es consultar con un experto en el tema.

Maquillaje temporal

El maquillaje es una excelente herramienta para disimular los espacios en los que nos falta vello.

Las sombras y las pomadas se recomienda aplicarlos con un pincel biselado que permita definir la ceja, el lápiz tiene la ventaja de que permite delinear sin mayor complicación.

La cantidad de producto que se aplique dependerá del efecto que se quiera lograr. Inicie de atrás para adelante, cola, arco, punto de altura y cabeza. De esta forma se difumina la saturación de color de afuera hacia adentro y evitará concentración en el punto más cercano al entrecejo.

Recuadro:

Errores comunes al depilar cejas

  • Utilizar métodos invasivos que dañen los folículos.  
  • Depilación frecuente. Esto aumenta la posibilidad de eliminar vellos necesariospara darle la forma correcta. Realícelo cada dos o tres semanas.  
  • Quitar muchos vellos en la parte inicial de los ojos los hace parecer más separados, y le da aspecto más prominente a la nariz.  
  • Si depila la parte final de la ceja los ojos se verán caídos.  
  • Pronunciar demasiado el arco.  

Fuente:

Denyel Ríos, artista de cejas de Samsara. (tel.:4070-1444), Rossana Lacayo, vocera de Oh La Lashes by Ross. (tel.: 4406-5389)