Cecilia López.3 octubre

Aunque pueda requerir más inversión económica, la depilación láser es una buena alternativa para desaparecer los vellos de la piel por su resultado más permanente, por lo que, una vez terminadas las sesiones, no requerirá acudir más a las rasuradoras, a las bandas depilatorias o a la cera.

La depilación láser es un método de alta tecnología, este utiliza la emisión lumínica para destruir el folículo y dejar una piel suave y sin vello. Este tratamiento siempre debe ser realizado por personal especializado, para garantizar la seguridad del paciente.

A continuación le mostramos toda la información que debe saber antes de realizar este procedimiento.

1. No es tan complicada como parece. La palabra láser puede hacernos pensar que es un tratamiento difícil de aplicar, pero en realidad es muy sencillo. El pigmento del folículo piloso capta la energía láser y causa la destrucción desde la raíz.

2. La depilación láser funciona mejor en cuatro áreas. Si bien esta puede funcionar en cualquier parte del cuerpo, existen cuatro áreas que reciben mejor el tratamiento, hablamos de la zona bikini, bigote, barbilla y axila.

3. Los mejores candidatos son las personas con cabello grueso y oscuro. El láser es atraído por el pigmento o el color en el folículo piloso, por lo que suele tener mejores resultados en vellos gruesos y oscuros.

4. Necesita dejar de usar medicamentos específicos. La depilación láser es incompatible con ciertos medicamentos fotosensibles, por lo que si se encuentra tomando, lo recomendable es detenerse al menos una semana antes del tratamiento. Si no está seguro de si su medicamento podría afectar el tratamiento, consulte con su médico.

5. Resultados después de 6 a 8 semanas. Todos los vellos son diferentes, por lo que a algunas personas le hará efecto más rápido que a otras, no obstante, la mayoría necesitan un promedio de seis a ocho semanas para ver resultados.

6. Asista a cada sesión. Uno de los mayores errores que cometen las personas que optan por este tratamiento es que, apenas ven resultados, no siguen asistiendo a las sesiones y por lo tanto los vellos pueden reaparecer.

7. Afeitarse antes de la cita. Algunos especialistas recomiendan tener los vellos recortados, sin embargo, la mayoría solicita asistir rasurados a las citas, para que el láser pueda penetrar en la raíz del cabello.

8. Utilice protector solar. Después de cada sesión, se recomienda evitar la exposición al sol. Además, es recomendable el uso del protector solar, para proteger el área sensible.

9. Existen riesgos. Si bien este tratamiento es considerado seguro, existen riesgos de experimentar quemaduras, ampollas, enrojecimiento y cicatrices como efectos secundarios. Asimismo, también existe la posibilidad de que el vello vuelva a crecer, por lo que se recomienda seguir el tratamiento anualmente.