Ricardo Alvarado.30 septiembre

La vinoterapia se trata del tratamiento de belleza utilizado para el bienestar y cuidado de la piel, así como un método efectivo que busca la relajación corporal. Como su nombre lo indica, toma como base los beneficios antioxidantes de la uva a través de sus polifenoles, ideales para combatir el envejecimiento de la piel.

La técnica es relativamente nueva. Fue hasta 1995 que la vinoterapia ve la luz gracias a Matilde Cathiard y Bertrand Thomas. Ese año, el matrimonio de origen francés fundó la primera empresa de productos cosméticos dedicada a la comercialización de productos basados en la uva denominada Caudalie.

La pareja de vinicultores unió una pasión con una profesión, ya que ambos vitivinicultores trabajaron juntos en la industria cosmética, lo cual llevó a estos jóvenes emprendedores a asegurarse de que su fórmula no iba a fallar.

Al poco tiempo, los Cathiard-Bertrand colocaron sus productos en Francia, Inglaterra, Estados Unidos y Brasil. Posteriormente, en 1999, crearon el primer spa especializado en vinoterapia, en la ciudad de Bordeaux, su lugar de origen.

El método que combina bienestar y belleza se popularizó hasta que al poco tiempo abrieron más spa en Estados Unidos, Taiwán e Italia. Por su parte, en Costa Rica existen algunos spa que ofrecen la vinoterapia dentro de su oferta de productos.

Beneficios

De los polifenoles de la uva, se extraen los componentes denominados resveratrol y flavonoid, empleados para los diferentes cosméticos para la piel como: cremas, mascarillas, aceites, barros de recubrimientos. Además, según los expertos, de ellos también se obtienen las vitaminas C y E, mismas que se convierten en una de las mejores armas contra el envejecimiento de la piel.

Según los estudios realizados, los productos elaborados a partir de las uvas y de sus semillas tienen la propiedad de nutrir y fortalecer la epidermis (capa externa de la piel). Debido a ello, la vinoterapia es recomendada para personas con pieles envejecidas, apagadas y resecas.

  • Hidrata la piel, brindando luminosidad, energía y fortaleciendo las fibras de sostén de la epidermis.
  • Aporta manteniendo su elasticidad y firmeza a la piel.
  • Previene las arrugas, gracias la cantidad de polifenoles, los cuales atacan los componentes radicales libres, responsables del envejecimiento celular y la aparición de arrugas.
  • Mejora la circulación en la piel, favoreciendo la descongestión de las piernas cansadas y las várices.
  • Contrarrestan los efectos negativos del envejecimiento celular.
  • Libera tensiones musculares, al tiempo que otorga una agradable sensación de bienestar.
Tipos de Vinos

Así como tenemos vinos para maridar de manera correcta nuestras comidas, de igual forma debemos tomar en cuenta cuál vino es le más recomendado según los resultados que queremos obtener en nuestra piel.

Según los expertos, existen vinos y variedales que a partir de la composición de la uva con que fueron elaborados permiten trabajar en algunas afecciones concretas de la piel.

Es por eso que los vino cabernet y merlot se usan para tratamientos exfoliantes que eliminan las capas superficiales de células muertas. Por su parte, las uvas sauvignon son ideales para la elaboración de aceites. Por otro lado, el vino Lambrusco se utiliza para proporcionar elasticidad a la piel y por último la uva malbec se usa para elaborar jabones y fragancias.

Fotografías de vino y miel, ingredientes de un tratamiento de belleza. Fotos: Mayela López
Fotografías de vino y miel, ingredientes de un tratamiento de belleza. Fotos: Mayela López
Método

La forma de aplicar la vinoterapia podría variar dependiendo del resultado que se quiere obtener hasta los elementos que se utilizan para la sesión. Podría ser desde la aplicación de uvas partidas a la mitad en el rostro, hasta la colocación de vino por algunos minutos en la epidermis.

Sin embargo, el método más recurrente en los spa, involucra un masaje manual exfoliante con cremas elaboradas con semillas de uva.

Posterior a ello, se preparan baños en barricas o bañeras con agua termal y vino. Algunos centros ofrecen una copa del vino de la región y otros productos, como quesos, para recrear el momento relajante y placentero del momento.

Una vez que han secado el cuerpo se suele aplicar un tratamiento elegido por el cliente que puede tener como objetivo la reducción de la celulitis corporal, con envolturas de barros o paños, o simplemente un masaje con aceites de uva de gran poder hidratante y reafirmante.

¿Se anima a experimentar la cultura del vino y sus beneficios de esta manera?