Andrea González Mesén.12 agosto, 2015

Cada vez es más evidente la presencia de entrenadores personales en los centros de actividades físicas. Esos que acompañan a cada instante a sus clientes mientras se sudan la camiseta, que no los dejan ni un minuto y hasta les van contando sus movimientos. Pero ¿por qué tener un entrenador personal?

Nicolás Zúñiga, personal trainer NSCA, comenta que la atención individualizada es quizá el principal beneficio, ya que son capaces de evaluar y desarrollar planes de entrenamiento físico personalizados que buscarán concretar los objetivos de quienes realizan el entrenamiento, y que además le darán seguimiento y evaluación durante su ejecución.

El especialista en acondicionamiento y fuerza asegura que pese a que los gimnasios ofrecen los servicios de los entrenadores de planta su conocimiento se debe distribuir en hasta cinco personas a la vez, lo que dificulta la asesoría continua.

Tener acceso a un entrenador personal ayuda a mejorar la continuidad en el ejercicio, la motivación y disciplina, lo que hace más cortos los plazos en los que se logran ver resultados.

Se recomienda para quienes apenas están probando nuevas actividades físicas o bien sufren de algún padecimiento, debido que la vigilancia de un experto ayuda a evitar lesiones.

"El uso dependerá de la experiencia que tenga el cliente. Hay personas que dicen que han intentado en tres gimnasios y no lo logran. En estos casos el coaching sería de mucha ayuda, al igual que para aquellas personas que ven muy aburridas las rutinas y prefieren entrenamientos diferenciados", comentó Zúñiga.

El coach también es funcional para quienes se ven "estancados", aquellas personas que han realizado ejercicio durante mucho tiempo y no perciben cambios positivos. En estos casos el entrenador personal monitoreará detalladamente la intensidad, volumen, tiempos de recuperación y cargas.

Mujer haciendo ejercicio en casa
Mujer haciendo ejercicio en casa

Una vez que se decida por solicitar este tipo de servicios asegúrese de que su entrenador comprenda claramente cuáles son sus objetivos. Verifique que cuente con un grado universitario en educación física o terapia física, recuerde que es su salud la que está en juego.

La relación y confianza que tenga con su couch serán clave para lograr sus metas.