Cecilia López.27 noviembre

Hidratarse es fundamental para el buen funcionamiento de nuestro organismo, el cuerpo tiene más de 10 billones de células llenas de agua que se comunican entre sí. Entre sus funciones se encuentran el transporte de nutrientes, servir de vehículo para eliminar desechos y toxinas, lubricar los tejidos, las articulaciones, prevenir el estreñimiento y mantener la temperatura corporal constante.

En algunos alimentos gracias a su compuesto químico se puede encontrar las cantidades que se necesitan al día, por lo que es muy importante aprender a seleccionar estos productos.

“La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda beber cada día entre 2 a 3 litros de agua pura, de acuerdo con la edad, condición de salud y actividad física. Algunas personas les cuesta tener este hábito, pero al menos, deberían tomar un vaso en cada una de las comidas del día. La otra opción la encontramos en algunas frutas y vegetales” explicó la nutricionista Nathalie Solera, de Consultas Nutrición.

¿Cómo sabemos si estamos hidratados?

El color de la orina es la manera más práctica y real de saber si estamos bien hidratados, si el color es muy amarillo indica que nuestra orina está muy concentrada. Lo bueno sería mantenerse entre 1 y 3 según la siguiente tabla:

Tabla de hidratación según los colores de la orina.
Tabla de hidratación según los colores de la orina.

Ahora, si el color de su orina no está en los parámetros ideales, Consulta Nutrición le brinda algunas recomendaciones para consumir:

1. Agua de coco: Una unidad puede tener entre 250ml hasta 500ml, además es rica en azúcares, vitaminas, minerales, enzimas, aminoácidos, citoquininas, fitohormonas y electrolitos como el potasio, magnesio, calcio, sodio y fósforo. A su vez, es muy baja en calorías y no tiene contenidos grasos.

2. Sandía: Es rica en vitamina C, lo que la convierte en ideal para lograr una buena piel y buenas defensas, beneficia nuestra salud cardiovascular y previene algunos tipos de cáncer. La porción recomendada es 1 taza de sandía = 1 fruta (60 kcal), es importante saber que es una fruta de alto índice glicémico, por lo que personas diabéticas o con altos niveles de lípidos deben comerla con mucha moderación.

3. Piña: Es de fácil digestión, tiene alto contenido de fibras, además de vitamina C lo que le da un poder antioxidante y potasio, magnesio, entre otros minerales. La porción es 3/4 taza o 1 rebanada de piña = 1 Fruta (60 kcal).

4. Pepino: Se puede utilizar para las sopas frías, comer en cualquier ensalada o agregar en rodajitas al agua para saborizarla. Aporta vitamina C y su cáscara ayuda a desinflamar la piel. Se recomienda consumirlo crudo, por ejemplo, en un jugo de pepino. 1 taza de pepino = 1 vegetal (15-25 kcal).

5. Tomate: Tiene su lugar indiscutido en las ensaladas, sería un alimento ideal como snack para después de entrenar o como colación. El tomate es fuente de potasio, fósforo y vitamina A y C, y está compuesto de licopeno (un poderoso antioxidante). 1 taza de tomate = 1 vegetal (25 kcal).

6. Cítricos: Los cítricos como la naranja, la mandarina o el limón. La naranja es recomendada comer al menos una o un zumo natural al día. Los cítricos contienen mucha vitamina C que mejoran las defensas del cuerpo y fibra necesaria para regular el tránsito intestinal. 1 unidad = 1 fruta (60 kcal).

7. Pescados: Dentro de su composición contienen bastante cantidad de agua, sin contar sus múltiples beneficios al contener omega 3. Es recomendable consumir de 2 a 3 porciones por semana. 30g = 1 carne (75 kcal)

Recuerde que una dieta saludable no implica dejar de comer todo tipo de productos, sino aprender a consumirlos de forma adecuada y en las porciones recomendadas por su nutricionista. Para más información puede visitar el Facebook: ConsultasNutricionCostaRica, llamar a los teléfonos 7209-7626 / 8387-9685 / 8837-5398. Oficinas en San José, San Joaquín de Heredia y Alajuela y visitas a domicilio.