Por: Paula Álvarez.  10 mayo

En Costa Rica somos privilegiados y tenemos la oportunidad de encontrar frutas deliciosas durante todo el año. La nutricionista Mariela Parajeles nos habla sobre los beneficios de las frutas que durante mayo están en su máximo apogeo.

Aguacate

Aporta fibra, vitamina E, vitamina K y folato. Su aporte de folato hace del aguacate una excelente opción para las mujeres que desean quedar embarazadas, ya que esta vitamina previene ciertas anomalías del tubo neural en el feto.

También contiene potasio, que ayuda a contrarrestar algunos de los efectos nocivos del sodio sobre la presión arterial.

Tiene grasa monoinsaturada, la cual aumenta el colesterol HDL (bueno) y disminuye el colesterol LDL (malo).

Aguacate
Aguacate
Fresas

Destaca su aporte de vitamina C, una taza de fresas representa aproximadamente el 149% del requerimiento diario de un adulto. Contiene además otras vitaminas y minerales.

Es una excelente opción para la pérdida de peso, pues produce la sensación de saciedad por varias horas.

Fresas
Fresas
Granadilla

Es fuente de magnesio: mineral importante para la salud de los huesos y dientes.

Participa en la activación de enzimas, en la estimulación nerviosa y en los procesos de contracción muscular.

Su jugo se puede usar como tranquilizante e inductor del sueño, además de poseer propiedades digestivas y diuréticas.

Granadilla
Granadilla
Mango

Es alto en fibra, que ayuda a fomentar una adecuada digestión y a prevenir el estreñimiento. También aporta vitamina C y potasio.

Maracuyá

Es fuente de vitaminas A, C, y antioxidantes que ayudan a fortalecer el sistema inmunológico. Aporta fibra a la dieta por lo que mejora el tránsito intestinal y puede ayudar a reducir el riesgo de sufrir una enfermedad coronaria, un accidente cerebrovascular y diabetes tipo 2.

Maracuyá
Maracuyá
Mamón chino

Contiene vitamina C que funciona como antioxidante, anticancerígeno y antiinflamatorio. Aporta ácido fólico, importante durante embarazo y lactancia. Es fuente de fibra.

También aporta potasio y magnesio que ayudan a disminuir la hipertensión arterial; y mejora la absorción del hierro por lo que ayuda a prevenir la anemia.

Mamón chino
Mamón chino
Manzana de agua

Tiene vitamina C, betacarotenos, fósforo, calcio y hierro.

Su índice glicémico es bajo por lo que es una buena opción para personas con diabetes.

Manzana de agua
Manzana de agua
Melón

El melón es fuente de vitaminas A, C, K, B1, B3 y minerales como potasio, magnesio y cobre.

Gracias a su aporte de antioxidantes, esta fruta se ha estudiado por sus posibles beneficios para la prevención del síndrome metabólico. El síndrome metabólico es un grupo de condiciones –entre las que se encuentran hipertensión arterial, glucosa alta en sangre, triglicéridos altos, entre otros– las cuales aumentan el riesgo de desarrollar una enfermedad cardiaca y diabetes tipo 2.

Melón
Melón
Sandía

Tiene vitaminas C, A, B6, B1, potasio, fibra y magnesio. La sandía debe su color a la presencia del antioxidante licopeno. Estudios epidemiológicos han demostrado que los hombres con alto consumo de este antioxidante tienen un menor riesgo de desarrollar cáncer de próstata.

Es un excelente hidratante, ya que está formada en un 92% por agua. Refuerza el sistema inmunológico. La vitamina B6 ayuda a aumentar la producción de anticuerpos que se necesitan para combatir las enfermedades. También sirve para mantener la función nerviosa normal y generar glóbulos rojos.

Sandía
Sandía

Referencias: Nutricionista Mariela Parajeles, Consultas Nutrición (tel.: 8837-5398).