Por: Mónica Morales.  Hace 4 días

Es común escuchar que alguien sufre de presión baja o presión alta. La presión arterial es la fuerza que ejerce la sangre contra las paredes de las arterias.

La presión baja se puede heredar y es más frecuente que la alta, sobre todo en las mujeres delgadas y jóvenes. Si la madre la ha padecido, es más probable que la hija también. Este tipo de presión casi nunca es un problema crónico y da menos problemas de salud.

Por su parte, la hipertensión arterial (HTA) –o presión alta– ocurre cuando hay una alteración en los vasos sanguíneos y en las sustancias que regulan la presión arterial. Esta es la primera causa de enfermedad cardiovascular, eventos cerebrovasculares, enfermedad cardíaca y enfermedad vascular. A nivel mundial es la causante del 6% de las muertes y de 7.1 millones de muertes prematuras cada año.

Los especialistas recomiendan tomarse la presión arterial una vez al mes.
Los especialistas recomiendan tomarse la presión arterial una vez al mes.

Una persona puede sufrir presión arterial alta como consecuencia de la obesidad o el sobrepeso, la falta de actividad física y el sedentarismo, el consumo excesivo de sal, grasas o alcohol, el estrés y el cigarrillo.

Cuando la presión es alta de forma permanente puede llegar a afectar órganos vitales como el cerebro, el corazón, los riñones y los ojos, por eso se le debe prestar atención a tiempo.

Fuentes: Dr. Daniel Quesada, cardiólogo y Dr. David Rodríguez, Director Área Terapéutica Cardiovascular y Metabolismo de Novartis para Centroamérica y el Caribe.