Nicolás Zuñiga.14 julio, 2017

En ocasiones, al entrenar nos sentimos con más fuerza o resistencia. Y, en cambio, hay otros días en los que apenas logramos terminar la rutina y con mucho esfuerzo. Eso puede ser un poco frustrante. Pero, ¿por qué ocurre?

Muchos estudios han determinado que se debe al reloj biológico de las personas y que esto hay que tomarlo en cuenta para programar las horas adecuadas para desempeñar diferentes actividades físicas que requieran de resistencia y fuerza.

Por eso, les comparto estas recomendaciones paraobtener mejores resultados:

- Más resistencia en las primeras horas de la mañana. Las mañanas son el mejor momento para el entrenamiento cardiovascular.

- Al mediodía, tenemos mayor concentración cognitiva y también ocurre así a últimas horas de la tarde. A esas horas, lo mejor es realizar deportes que requieran de mucha concentración, técnica y análisis de movimiento.

- Entre las 4 p.m. y las 6 p.m. la fuerza es mayor para la mayoría de las personas. Esto se debe a los incrementos de testosterona, que le permitirán mayores beneficios en las ganancias de tamaño y fuerza, que se optimizan durante ese tiempo.

- Después de las 4 p. m. y durante la noche, la potencia y la velocidad con la que realizamos ciertos ejercicios también se maximizan.

-La flexibilidad muscular también alcanza su máximo entre las 4 p. m. y las 6 p. m. La flexibilidad es mayor en ese momento, y el estiramiento es más fácil y más cómodo, a diferencia de las horas de la mañana.

Por todo esto, les recomiendo programar su rutina de acuerdo al tiempo de su reloj biológico, para que el entrenamiento sea más exitoso.

Si desea más información, puede escribirme ami perfil personal en Facebook .