Mónica Morales.14 junio

Cuando a la venezolana Gabriela Isler la declararon la mujer más hermosa del mundo hubo un fallo con el audio. La anunciaron ganadora y todos, menos ella, se enteraron de que se había convertido en Miss Universo 2013.

Fue hasta que llegaron con el ramo de flores, la banda y la corona, que Gabriela cayó en cuenta de lo que estaba sucediendo.

Significó un gran impacto, pues asegura que no estaba entre las favoritas pero logró ganar la competencia que, para ella, es más mental que física.

El tiempo ya ha pasado desde aquel momento en que fue coronada, ahora Gabriela viaja por el mundo y por los rincones de su natal Venezuela apoyando organizaciones sin fines de lucro y dando conferencias sobre empoderamiento femenino.

Recientemente, visitó Costa Rica con su conferencia Choose you (Elígete a tí) y vino invitada para la graduación de Imagination Agency, la academia de modelos de la Miss Costa Rica 2014, Karina Ramos.

En esa ocasión tuvimos la oportunidad de conversar con ella sobre qué hace una Miss Universo una vez que finaliza el reinado. Muchas terminan en el mundo del entretenimiento, actuación, modelaje y siendo host de televisión. Sin embargo, Gabriela Isler tomó otro rumbo.

Una mujer de corazón sensible

¿Cómo llegó hasta eso?, ¿cómo una miss se convierte en activista? Para la venezolana no fue un camino sencillo, tuvo que vivir en carne propia lo que es sentirse extraviada e iniciar un proceso de búsqueda interna.

Miss Universo es un año de una vida prestada: te viajan en primera clase como una princesa pero el día que eso se acaba, toca pisar tierra y si no se ha construido una base suficientemente sólida, eso se desmorona”, cuenta Gabriela.

Durante su año como Miss Universo creó su fundación “Universo de bendiciones”, que es un fondo que apoya instituciones de educación para niños y jóvenes de Venezuela.

Yo lo que hice fue aprovechar la voz, el espacio y el poder que tenía; una mujer ganadora de un título de belleza atrae muchas seguidoras y seguidores, y quise usar esa plataforma para algo positivo y para generar un impacto”, explica.

Una vez concluido su reinado, inició el verdadero reto. “Me di cuenta que esa parte social exige que yo esté bien emocional y económicamente. Fue un reto para mí porque no estaba bien”, relata Gabriela y es parte de lo que cuenta en su charla Choose you.

Fue un momento donde yo tuve que tomar el control de mi vida y analizar cómo le podía ayudar a los demás si yo no tenía estabilidad y no me sentía bien conmigo misma, no era feliz”, recuerda.

Le tocó hacer una búsqueda introspectiva para entender quién era y reinventar su vida, porque ya no era Miss, debía pensar qué iba a hacer ahora.

Elígete a tí

Ese proceso personal la puso a reflexionar en los cambios que enfrentan las mujeres en su vida, los momentos de quiebre y la necesidad que muchas veces tenemos de reinventarnos para surgir. Por eso, creó la plataforma Choose you, donde brinda consejos y charlas de empoderamiento; además, tienen una agencia para el manejo integral y sofisticado de las modelos que sean firmadas.

Me costó un poco reencontrarme y por eso, creé la plataforma como un manifiesto de toma de decisiones”, explica Gabriela, quien promueve una filosofía de autenticidad, de coherencia, de valores.

De hecho, tuvo que aprender a decir que no y rechazar muchas propuestas que no se alineaban con sus objetivos. Tuvo que aprende a elegirse a sí misma, por eso el título de sus conferencias.

Mi principal mensaje para las mujeres es que no se limiten por lo que digan los demás. Los límites suelen estar impuestos por nuestra sociedad, familia, padres. Nosotras nos hemos puesto miedos que muchas veces son transferidos, solamente nosotras somos capaces de enfrentarnos a esos miedos y romperlos”.

Si alguien te dice que no puedes, esa persona no sabe tu capacidad, cuáles son tus alcances, cuál es tu trayectoria. Solo una misma como mujer puede definir cuáles son los límites. Nos han querido definir, nos han querido limitar pero la mujer se ha ido dado cuenta de que puede seguir avanzando pero primero tiene que creen en ella para poder continuar”, asegura esta mujer que logró convertirse en una persona segura de sí misma.

Créditos: Fotografías: Yousef Babb. Maquillaje: Ángeles Pereira. Peinado: Image Design Salón & Spa. Locación: Imagination Agency.