Melissa Hernández.8 junio, 2016
Whitney Valverde inició con su blog cuando se mudó a Europa.
Whitney Valverde inició con su blog cuando se mudó a Europa.

Whitney soñaba con vivir en París, cuna de la moda y el estilo, pero terminó encontrándose a ella misma como referente de moda y estilo en un terreno cercano: Inglaterra. La joven le encontró el gusto a la moda desde niña, al mismo tiempo que a las letras. Por ello estudió literatura y artes plásticas en el conservatorio Castella.

Al llegar a la universidad, decidió estudiar inglés y especializarse en traducción pero al concluir sus estudios, la espinita de la moda seguía allí. Fue así como cursó un técnico en diseño de modas que le abrió el panorama para hablar de texturas, materiales y tejidos.

"Me había ido a vivir a Francia, en un intercambio de un año, cuando tenía 17 años. Mi idea siempre había sido volver allí. Tras graduarme trabajé varios años en un call center donde ahorraba y intentaba gastar lo menos posible", relata.

Un viaje a Tamarindo desvió su destino: conoció a un inglés, su actual pareja, y decidió que el rumbo de sus ahorros sería Londres. Tras un mes como turista, abrió un blog sobre su vida: los lugares que visitaba, sus atuendos, sus gustos.

Meses después, Whitney cerró ese primer proyecto y abrió un proyecto similar: Whitney's Wonderland. El nombre lo halló junto a su novio, quien le ayudaba en esos primeros post a tomar fotografías.

"En ese entonces no había boom de bloggers lo cual me ayudó. Habían unas cuentas internacionales, ya grandes, establecidas. Tomaba fotos de donde iba a comer, de mis viajes, mi atuendos, desde ir a un museo hasta ir a almorzar y lo compartía ahí", rememora.

Cuatro años después, la muchacha menuda y de ojos grandes ha conquistado al público londinense con sus consejos de estilo y sus recomendaciones de lujo y affordable luxury -lujo asequible-. Incluso, obtuvo el segundo lugar en la categoría de Mejor Blog de Modas del Reino Unido en los Premios de la Revista Cosmopolitan 2015. Allí, la página de Whitney superó otras 64 mil blogs de todo el Reino Unido y fue designado como "altamente recomendado".

Para Whitney, estos reconocimientos son un honor para un trabajo arduo que, desde hace un año, es de tiempo completo pero que tan solo seis meses después de iniciado empezó a rendir frutos monetarios.

Ahora, cuenta con una asistente que le ayuda a leer los miles de correos que llegan a su bandeja de entrada y, aunque sueña con tener un equipo propio, ella continúa siendo la principal encargada de gran parte del trabajo y la redacción, que se realiza en inglés y español.

"Algunos de los blogs son pagados, otros no y los escribo porque me inspiran. Al fin y al cabo, mi blog nunca fue para hacer dinero. Nunca empecé pensando en un negocio todo lo que he hecho porque de verdad me gusta y creo que por eso me ha ido tan bien", asegura Valverde.

Otra de las razones a las que Whitney atribuye el éxito de su página y otras similares es el papel que cumplen para democratizar la moda.

"Las bloggers nacieron, en el caso de moda, como una rebeldía a la industria que todas las modelos eran delgadas, altas guapas, con dinero. Cosas con la que la gente no se podía identificar. Entonces, los blogueros eran personas, como una amiga con quien podés tener algo en común", comenta.