Cecilia López.19 octubre, 2018

Cada vez estamos más cerca de Halloween, y una tendencia para este año es utilizar maquillaje para sobresalir en las fiestas de disfraces. Pero cuidado: si no somos precavidas, piel se podría resentir. Por eso es importante tener claras estas reglas para cuidar correctamente de nuestro rostro durante el mes de octubre.

Preparar la piel: Debido a que el maquillaje para Halloween tiende a ser más grasoso y espeso, el primer paso es hidratar la piel con cremas los días previos, para combatir cualquier efecto secundario.

Escoger bien el maquillaje: El segundo paso, no menos importante, es ser exigente a la hora de seleccionar el maquillaje, por lo que se recomienda optar por productos hipoalergénicos para evitar cualquier tipo de alergia. Asimismo, recuerde buscar el maquillaje que mejor se adapte a su tipo de piel, ya que algunos productos podrían causar irritación, acné, entre otros.

Cuidado con los ojos: El contorno de ojos es una de las zonas más sensibles del rostro, por lo que cualquier sustancia que se aplique cerca podría causar algún efecto. Es mejor evitar por completo los aceites naturales en esta zona y, asimismo, tener cuidado con los lentes de contacto, que también se podrían ver afectados por el maquillaje.

Quitar el maquillaje: Este es uno de los pasos más importante, sin importar la hora a la que se acabe la fiesta y qué tan cansada se está, se debe remover el maquillaje de la piel para no tener efectos perjudiciales.

Rehidratar: Después de remover el maquillaje, es importante finalizar con un masaje en la piel con una esponja o algodón, para proveerle más fuerza a la hidratación.

Una catrina para Halloween