El Mercurio/GDA/Chile.24 junio

Aprender al aire libre no solo trae beneficios para los escolares, sino que aumenta la satisfacción laboral de los profesores, concluyó un estudio de la Universidad de Swansea.

La investigación recogió experiencias y opiniones de alumnos y educadores del sur de Gales, quienes previamente habían adoptado un programa que implicaba enseñar el currículo en entornos naturales por al menos una hora a la semana.

Mientras que esto ayudó a los niños a sentirse más comprometidos y positivos con su experiencia escolar, los docentes se mostraron más realizados con su carrera y evidenciaron mejores índices de bienestar personal.