Shirley Ugalde.14 octubre

Desde que abrimos los ojos, comenzamos a tomar decisiones: salir a correr o quedarnos unos minutos más entre las sábanas; desayunar cereal o huevos; llevar pantalón, vestido o falda. Algunas son tan simples que ni siquiera nos detenemos a pensar; solo lo hacemos por inercia o costumbre. Además de esas decisiones más cotidianas, también nos enfrentamos a otras más complejas para las que se requiere un poco más de análisis: comprar casa, elegir un nuevo carro, determinar dónde pasar las vacaciones. Y, claro, en esta lista también se encuentra el aceptar un compromiso en pareja.

No importa si el tema surgió de una conversación casual en un café o si él –o ella– llevaba meses planeando el momento más romántico para hacer la pregunta. A partir de ahí tendrán que enfrentar una cascada de decisiones: dónde, cuándo, civil o religiosa, con o sin fiesta, dónde será la luna de miel, cuál será el estilo de la ceremonia, a qué hora será más conveniente... En fin, la lista puede parecer interminable.

Portada revista Perfil, especial de novias. Octubre 2019. Fotografía: Jorge Navarro / Modelo: Diana Brown / Producción: Alexa Rodríguez / Dirección de arte: Augusto Ramírez / Maquillaje y peinado: Alejandro Carballo de Kryolan.
Portada revista Perfil, especial de novias. Octubre 2019. Fotografía: Jorge Navarro / Modelo: Diana Brown / Producción: Alexa Rodríguez / Dirección de arte: Augusto Ramírez / Maquillaje y peinado: Alejandro Carballo de Kryolan.

En nuestra edición de octubre, dedicada a las bodas, procuramos ofrecerles la mayor cantidad de detalles para hacerles más fácil el proceso y animarlos a que celebren su decisión. Hay tantos estilos de fiestas como parejas; procure imprimir su estilo en la suya. Invite a quienes realmente se alegran de su decisión y festejan con usted. Ese día lo que menos necesita la pareja es rodearse de personas tóxicas. La buena vibra siempre es bienvenida, pero más aún en una boda. Como verá en estas páginas, no necesita complicarse con una megafiesta, pues la tendencia más bien son las celebraciones pequeñas, eso sí con detalles muy bien cuidados. Espero que esta información le sirva como guía en la preparación de su festejo, y que la vida en pareja sea divertida y le dé muchas otras oportunidades para reafirmar su compromiso con esa persona que hoy eligió.