Nicole Vindas.4 octubre

Poder empacar la maleta de mano perfecta es una destreza que todos deberíamos desarrollar. Usualmente, tomamos horas decidiendo qué llevar y cómo hacer para que todas nuestras cosas quepan en un espacio tan pequeño. Sin embargo, convertirse en un experto en el tema no es tan difícil como parece.

Solamente hay que tomar decisiones prácticas a la hora de empacar, y mantenerse informado sobre las regulaciones que tienen las aerolíneas con respecto al equipaje de mano, para evitar esas pequeñas preocupaciones que podrían dificultar nuestras vacaciones.

Recuerde que el peso y las dimensiones permitidas para una maleta de mano varían según la aerolínea. De la misma manera, cada empresa tiene una cantidad específica de artículos de mano que puede llevar cada pasajero, a veces dependiendo de la clase en la que viaja.

En los supermercados venden envases de menos de 100 ml para llevar sus cremas o productos líquidos; también se pueden adquirir cremas dentales y otros elementos en miniatura perfectos para el vuelo.

Si lleva más de lo permitido o si este es demasiado grande para llevar en la cabina, deberá mandarlo con su otro equipaje de carga, a veces con un costo adicional. Toda la información que necesita la puede encontrar en el sitio web de la aerolínea en la que viaja.

Al empacar, es esencial mantener en mente la reglamentación con respecto a líquidos, geles y aerosoles. Estos pueden viajar en la cabina siempre y cuando cada envase tenga una capacidad máxima de 100 ml. Cada pasajero tiene derecho a viajar con 10 de estos contenedores, para un total de 1 litro. Deben mantenerse en una bolsa transparente, tipo Ziploc, para que sean visibles durante las revisiones de seguridad.

Un hidratante para la cara y otro para los labios son indispensables en el vuelo porque la cabina presurizada del avión reseca la piel.

Los artículos que no son permitidos en el equipaje de mano, así como los artículos que no se permiten del todo cuando viaja, se encuentran listados en el sitio web de cada aerolínea. Usualmente son los mismos, pero pueden haber variaciones dependiendo del destino al que se dirige. La reglamentación cubre desde artículos punzocortantes hasta accesorios deportivos, así que asegúrese de revisar si tiene dudas sobre algún artículo específico con el que quiere viajar.

Lleve algunos básicos de maquillaje para retocarse tras un vuelo largo, esto la hará sentir fresca y renovada.

Prestando atención a estos detalles, puede asegurarse de que su viaje sea agradable desde el principio. La maleta de mano perfecta es solo el comienzo de unas vacaciones bien merecidas.

¿Ya empezó a empacar? Tome en cuenta estos consejos:

  1. En vez de doblar su ropa, enróllela para maximizar el espacio que tiene.
  2. Empaque sus necesidades básicas, como un cepillo de dientes, ropa interior y un par de pijamas, por si se retrasara el resto de su equipaje.
  3. Utilice sus zapatos y sus bolsos para meter artículos más pequeños.
  4. Si solo viaja con una maleta de mano, lleve poca ropa en colores neutros que pueda combinar entre sí.
  5. Utilice cubos especiales para empacar, de esta forma ordenará el espacio para que pueda encontrar lo que necesita con más facilidad.
  6. Los zapatos deberían ir al fondo, para evitar que las suelas manchen su ropa. Otra opción es llevarlos en bolsas de zapatos. Además, asegúrese de que no le maltraten y que le combinen con todos sus outfits.
  7. Es importante llevar productos hidratantes para sus manos y cara, por la resequedad que causa el aire acondicionado de los aviones.
  8. Los objetos de valor deberían viajar en su maleta de mano, porque esta se mantiene con usted y tiene menos posibilidad de extraviarse que el resto de su equipaje.