Andrea González Mesén.18 mayo, 2018

Esta versión original es crujiente por fuera con una ligera tonalidad dorada que le da el azúcar y al morderlos son suaves y esponjosos. Nada que ver con las versiones congeladas, y también hay que dejar claro que no son arepas en forma de panal.

cof
cof

Esta delicia la trajo un belga a Costa Rica que desde hace ocho meses está en nuestro país. Su marca “Les Gaufres de Jules” se abrió espacio en los locales de Auto Mercado y desde ahí ofrece su producto: un verdadero waffle belga.

Julien Goosse es el chef que, a duras penas, habla español, sin embargo sabe muy bien cuál es el secreto para ofrecer su producto con la receta que usaba su abuela.

Si bien en nuestro país encuentra la mayoría de los ingredientes que lleva su fórmula, estos no actúan igual al desarrollarla por lo que decidió importarla desde su tierra.

Wafles Belgas en Costa Rica

"Tenemos una fábrica en Bélgica que produce la base con la receta de la abuela. Harina de trigo, huevos, mantequilla, vainilla, leche y un ingrediente secreto que no puedo decir", cuenta entre sonrisas.

Un secreto que sí reveló es que utiliza el azúcar remolacha. Según Julien es la clave para darle un sabor más auténtico.

"A los ticos les gusta con toppings, los belgas lo comemos así solos y con la mano", afirma.

Mmmmmmmmm.... Waffle Belga original

Posted by Les gaufres de Jules on Thursday, March 15, 2018

Por ahora se encuentra en el Auto Mercado de Moravia y Plaza del Sol. Los bueno es que estos waffles siempre están frescos porque tiene un puestito donde cada nada los está cocinando, en casa lo ideal es calentarlos en el hornito antes de comerlos, nunca en el microondas que los echa a perder.

¡Provecho!