María Paula Álvarez.2 abril, 2018

Al pensar en waffles, automáticamente los ligamos al desayuno. Con un poco de miel de maple, mantequilla y hasta crema chantillí son perfectos para empezar el día con un poco de dulce. Pero, en realidad, los waffles originales nacieron en Bélgica, con un propósito diferente. Lo invitamos a conocer más sobre este delicioso postre.

¿Cómo nacieron los waffles?
  • Los primeros registros de los waffles se remontan a la antigua Grecia, donde utilizaban dos paletas de hierro para cocinar los panes más rápido. Las recetas e instrumentos fueron evolucionando hasta que se crearon los waffles que hoy conocemos.
  • Una leyenda cuenta que el famoso “waffle de Liége” fue inventado en el siglo XVIII por el cocinero del príncipe de la región. El príncipe solicitó que se le agregara azúcar a la receta del waffle y el delicioso aroma que tenía lo encantó. La receta se propagó por la ciudad y más tarde por Bélgica, donde se convirtió en una comida muy popular.
Tipos de waffles belgas

Waffle de Liége: Su masa es más densa y su consistencia es como la de un pastel. Suele tener relleno de chocolate o azúcar cristalizada. Usualmente se le rocía azúcar glace en su exterior y se sirven calientes. Se encuentran en puestos de comida callejeros pues son pequeños y fáciles de comer mientras se pasea por la ciudad.

Waffle de Bruselas: Se caracteriza por ser más grande y tostado que el waffle de Liége. Este es servido en un plato y se le agregan diferentes toppings como mermeladas, frutas, helados, chocolate, y más.

Fotos cortesía de POP by Buhonero
Fotos cortesía de POP by Buhonero
25 de marzo: Día Internacional del Waffle

Este día empezó a celebrarse en Suecia, para marcar el inicio de la primavera. Con el tiempo, más países se fueron adaptando a la tradición, hasta que se convirtió en el Día Internacional del Waffle.

Sin embargo, en Estados Unidos, celebran el día del waffle el 24 de agosto, fecha en la que obtuvieron la patente de la primera plancha de waffles norteamericanos, inventada por Cornelius Swarthout de Troy en Nueva York.

POP de colores y sabores

En Costa Rica, estamos acostumbrados a la versión norteamericana de los waffles, que se pueden conseguir en cadenas de restaurantes de Estados Unidos o en la sección de congelados de los supermercados. Así fue como nació POP, una propuesta para disfrutar de waffles belgas al mejor estilo costarricense.

POP by Buhonero tiene locales en Barrio Escalante y en Plaza Real Alajuela y su concepto es de street food, para continuar la idea original de los waffles. Marcelle Bruce, dueña del local, se inspiró en una visita a Nueva York donde su hermana la llevó a un puesto de waffles belgas y ella y su mamá quedaron enamoradas.

“Desde ese día me propuse hacer mi versión de waffles belgas, aprovechar que ya tenía una cafetería donde experimentar y tratar de replicar la reacción de mi mamá cuando probara los míos”, comenta Bruce.

Los productos de POP están 100% inspirados en los clásicos waffles de Liège y en la experiencia que proveen.

Fotos cortesía de POP by Buhonero
Fotos cortesía de POP by Buhonero
5 sabores

Actualmente, POP ofrece 5 opciones de waffles para disfrutar:

  • Frutella: Nutella, galleta María, fresas.
  • Choc-Oreo: Mantequilla de Oreo, boronas de galleta Oreo y chocolate blanco.
  • Naked: El waffle belga original, relleno de azúcar perlado y espolvoreado con azúcar en polvo.
  • Banana Crunch: Relleno de banano, glacé de queso crema y leche condensada y cereal de Cinnamon Crunch.
  • Tutti Crisp: Chocolate blanco y cereal Fruity Pebbles.

Además, siempre hay un sabor de temporada.

El precio de los waffles va de los 1650 colones en adelante, dependiendo de los toppings.

Más información

Instagram: @pop.bybuhonero

Teléfono: 2253-0198